www.elcaso.net

Rumanía

La víctima fue comprada por una familia rumana y obligada a contraer matrimonio con un joven del clan. Los padres habían denunciado falsamente el rapto de la menor de 16 años en Rumanía, explicando incluso en su relato que los hechos ocurrieron en plena calle y fueron cometidos por cuatro individuos.

La joven, que reside en Madrid, denunció que estaba recibiendo vídeos por parte del progenitor en los que aparecía torturando al hijo de ambos –de doce años de edad- en un bosque de Rumanía. El arrestado exigía a su expareja que regresase a su país de origen de inmediato y el pago de 1.000 euros a cambio de detener las agresiones.
  • 1