www.elcaso.net

Gales

Emily Gladwin solo cuenta con 38 años de edad. Pese a que no tenía síntomas graves de Covid-19 cuando dio positivo en una prueba rutinaria del trabajo, su estado de salud empeoró y tuvieron que inducirle un coma. Al despertar, su pesadilla no habría terminado...

  • 1